Entrevista a Rolando Castello Junior (Aeroblus, Patrulha do espaço)

Con motivos más que suficientes: 50 años de Batería & Rock y los 40 años de  Aeroblus, Rolando Castello Junior se presentará en La Trastienda el próximo sábado 28 de Enero.

El histórico baterista brasileño, ex Aeroblus, actualmente en Patrulha do espaco, repasará su extensa carrera y además presentará su nuevo proyecto: CaSch.

El show contará con invitados brasileños como Marta Benevolo y Ricardo y Marcelo Schevano. Además contará con la presencia de grandes músicos y amigos argentinos, tales como Alejandro Medina, Sergio Ch, Gonzalo Villagra, Adrián Outeda, Alejandro Taranto, Tito Fargo, Pato y José Larralde y Gaby Roverano.

Desde Bateristas argentinos no perdimos la oportunidad de intercambiar palabras con él ya entrada la madrugada del Lunes 16. A continuación, el resultado de dicha charla virtual.

 

Chuzzo: Es un verdadero honor para mí y para Bateristas argentinos hacerle esta entrevista a una verdadera leyenda del Rock Iberoamericano. Gracias y bienvenido a Argentina y al portal de Bateristas argentinos.

Rolando Castello Junior: El honor también es mío por participar en Bateristas argentinos. Muchas gracias.

C: Sabemos que empezaste a estudiar música a los doce, trece años aproximadamente. ¿Cómo fue que te iniciaste en este largo y exitoso camino?

PH: Santi Sombra

RCJ: Empecé en el rock influenciado por los Beatles y, en la música y en la bata, después de oír Day Tripper tocada por una banda argentina en el programa de televisión de Roberto Carlos. O sea que desde mi comienzo ya tenía una onda con Argentina.

Luego de eso, en seguida comencé a estudiar batería en un conservatorio. Así empecé en esta ruta.

C: ¿Cuál consideras que fue el momento más crucial en tu carrera? Ese momento en el que te diste cuenta que estabas para algo realmente grande.

RCJ: Es muy difícil decir un momento puesto que fueron varios, pero yo diría que mi ida a México en 1969 fue fundamental.

C: ¿Quiénes fueron tus referentes y/o influencias a lo largo de los años?

RCJ: Primeramente, Ringo Starr (Beatles) y Keith Moon (The who), después Ginger Baker (Cream), Mitch Mitchel (The Jimi Hendrix Experience), Carmine Appice (Vanilla Fudge, Cactus, Rod Stewart, etc. Autor del libro de batería Realistic Rock) y John Bonham (Zeppelin) y muchísimos otros bateros de Brasil e incluso de Argentina.

Medina, Castello Junior y Pappo. Aeroblus 1977. Fuente : El sitio de Pappo

C: Contanos como nació Aeroblus y el porqué de su disolución.

RCJ: Nació en São Paulo, cuando Alejandro Medina me invito a tocar con él y Pappo. La disolución se debió a que el disco se tardó mucho en salir y me fui a Brasil por un tiempo. Ahí recibí la invitación para tocar en Patrulha y por eso no pude volver más.

C: ¿Tuviste algún inconveniente con los militares durante aquel año en nuestro páís?

RCJ: Obvio, nos paraba la cana todo el tiempo. Incluso, este fue uno de los motivos por los que no tuve ganas de volver a Baires en aquel momento.

C: ¿Hay algún momento en particular de aquel año con Aeroblus que recuerdes más gratamente que los demás?

RCJ: Los ensayos diarios y la grabación de disco, fueron muy buenos momentos de creación y compañerismo.

C: Compartiste escenarios con grandes leyendas de la música y tuviste la suerte también de conocer la escena del Rock de Argentina y México, además de Brasil, claro. ¿Cuáles son las diferencias más grandes que notaste en estos mercados musicales?

RCJ: Fueron momentos distintos en todos estos países, yo diría que en México estaban muy avanzados en información y equipos: era más democrático el acceso a los instrumentos y esto generó más músicos y bandas muy buenas.

En Brasil y en Argentina esto era más limitado, pero la mayor diferencia estaba en la música, en las distintas influencias y culturas de estos países. En los tres había buenas bandas, pero solo en uno había un Pappo, y esto marcó una diferencia grande para ustedes. Y el otro aspecto radica en los distintos grados de profesionalización, en uno había mejor “management” que en otros.

C: ¿Y en cuanto al público existe una diferencia notoria?

RCJ: No, ninguna. Los chicos del rock son los mismos chicos del rock en cualquier lado. Nosotros, los músicos, le debemos todo a estos fans maravillosos, sean de donde sean.

C: ¿Sos de escuchar con frecuencia los discos de las bandas de las que formaste parte en el pasado?

RCJ: La verdad que no. Solo a veces, cuando estoy trabajando en una nueva producción de uno de esos discos, oigo algo. Pero, sobre todo por el laburo de producción, siempre busco estar en cosas nuevas, aunque me encanta el 99% de lo que he grabado.

Debo tener casi 70 discos grabados así que ni tiempo para escucharlos tendría.

C: Cuando empezaste a hacer música, hace nada menos que 50 años, no había tantos medios de difusión y no era para nada fácil grabar un material. La tecnología hoy por hoy permite que uno hasta pueda hacer de su garaje un estudio de grabación. ¿Crees que es más fácil ser músico hoy? ¿Cuáles son los pros y los contras del avance de la tecnología en el plano musical?

RCJ: Es mucho más fácil hoy, la gente tiene todo a su disposición. Es algo mucho más democrático, pero a la vez no se venden discos y no existe más la estructura de los grandes sellos. Así que los chicos de hoy no tendrán la posibilidad de experimentar el “suceso” (éxito, tracendencia) que teníamos en el pasado.

C: Me gustaría escuchar tu opinión en cuanto a cuál crees que fue la década más importante del Rock a nivel mundial y también a nivel Sudamericano.

RCJ: A nivel mundial, por las bandas que te nombré hace un rato, los años 60 y a nivel sudamericano los 70.

C: ¿Hay alguna banda de la actualidad que te gusta o de la que estás pendiente?

RCJ: Me gustan muchísimas bandas nuevas. Hay un centenar de buenas bandas en Brasil y Argentina que oigo con placer, pero, infelizmente, no estoy pendiente de ninguna.

C: Si uno repasa tu extensa carrera creería que te diste todos los gustos posibles. ¿Cuáles crees que fueron los puntos más altos de tu carrera? Y ¿Hay alguna cuenta que te quedó pendiente?

RCJ: Creo que sí, toqué con los grandes de México, Brasil y Argentina, gané y perdí mucha plata y en esto de la producción. La cuenta pendiente la tienen los medios y el mercado conmigo, yo no debo nada, puesto que di todo y algo más de mí.

C: ¿Cómo sigue el año para Patrulha do espaço?

RCJ: Seguirá como siempre es. Haremos unos cuantos recitales en las mismas ciudades de siempre, sacaremos una reedición en CD remasterizada con bonus del tercer disco y un CD compilado. Este año cumplimos 40 años como banda y estoy pensando seriamente en parar con la banda, nada decidido, pero ando con esta idea, con este “feeling”.

C: La pregunta obligada del portal ¿Cuál es tu set de batería preferido?

RCJ: Tengo varios sets prácticamente iguales. Los tengo en mi casa en Brasilia, un par en São Paulo que es de donde salimos a tocar y donde ensayamos y grabamos con la banda y con otros proyectos que tengo. Y También tengo un kit en Buenos Aires. Todos son iguales: dos bombos, en general de 22”, tres toms de 10”, 12” y 13” y dos chanchas de 16” y 18”. Todos son de marcas distintas, pero soy y siempre seré un gran fan de las batas Ludwig, aunque últimamente las DW me tienen muy interesado en sus kits.

C: Te agradezco por dedicarnos tu valioso tiempo, sabemos que desde que llegaste al país tuviste la agenda bastante ocupada. Gracias de nuevo por tu tiempo. Solo me queda por preguntarte ¿Cómo te preparas para el show del sábado 28 en la Trastienda y cuáles son las expectativas?

RCJ: Yo les agradezco la oportunidad.

A este recital de La Trastienda ya lo venimos ensayando desde el día 2 de enero en São Paulo, antes de venir a Baires. Los trabajos acá empiezan hoy Lunes 16 (Ayer) . Las expectativas son sobre todo las musicales y son las mejores posibles.

Muchas gracias y abrazo a todos.

Dejá un comentario